La masa de la Vía Láctea es tan enorme que anula ese efecto de expansión primigenio

ASCENSIÓN DEL OLMO | Artículo original

Evidentemente, no. El universo sí está en expansión y eso lo sabemos desde la formulación de la ley de Hubble. Esta ley física se propuso en la década de los años veinte del siglo pasado y se considera la primera evidencia observacional de la expansión del universo. Pero esa expansión tiene un fenómeno contrarrestante que es la gravitación y que hace que aunque el universo se expanda, nosotros no lo hagamos.

Es fácil explicar cómo es la expansión del universo, simplemente imagina una explosión y lo que ocurre inmediatamente después: todo se aleja de todo. Eso es lo que ocurrió tras el Big Bang, que es el más aceptado de los modelos cosmológicos y, aunque no esté totalmente demostrado, es la mejor explicación para lo que sí observamos.

Tras el Big Bang comenzó esa expansión que en los primeros instantes del universo fue a velocidades ultrarrápidas. A gran escala sí se observa expansión pero esa expansión no la vemos donde está la gravedad funcionando a tope porque entonces no se hubieran podido formar las galaxias, ni las estrellas y no existiría nuestro sistema solar. Para entenderlo tenemos que pensar que hay diferentes escalas. Está la escala nuclear y atómica con los fenómenos electromagnéticos y nucleares; luego te vas a la escala de la Tierra, del Sol, de la galaxia e incluso de los grupos y cúmulos de galaxias en los que lo que domina es la gravitación. Digamos que existen fenómenos que se contrarrestan.

Eso quiere decir que en nuestra escala, la de nuestro Sistema Solar e incluso la de nuestra galaxia, no tiene efecto la expansión del universo a la que dio origen el Big Bang. Y eso es así porque la masa que tiene la Vía Láctea es tan enorme que anula ese efecto de expansión primigenio. Aunque ese fenómeno sí tiene efecto, por ejemplo, en los supercúmulos que son grandes agrupaciones de cúmulos de galaxias que a su vez son grupos de miles de galaxias. Estos supercúmulos están entre las mayores estructuras del universo y esos sí sabemos que van a desaparecer con el tiempo a causa de la expansión.

Una vez que sabemos ya que el Sistema Solar no se está expandiendo a causa de ese efecto primigenio del Big Bang tengo que decirte que la órbita de la Tierra y las del resto de los planetas sí están aumentando con respecto al Sol. Aunque esta expansión no tiene nada que ver con la otra expansión. La órbita de la Tierra está aumentando por otra razón. Para poder entenderlo hay que saber primero que la fuerza que nos mantiene a nosotros, la Tierra, donde estamos es la del Sol y eso es así porque él solo tiene más del 99% de la masa de nuestro sistema. Como te puedes imaginar, si la masa del Sol varía, eso influye en la órbita de la Tierra. Y lo cierto es que como la masa del Sol sí varía pues se está produciendo un crecimiento en las órbitas de los planetas que lo rodean.

El sol está perdiendo masa y lo hace por dos factores. Por una parte está el proceso nuclear que tiene lugar en su interior y por el que el hidrógeno se convierte en helio y además los vientos estelares que también provocan una pérdida de masa solar. Esa pérdida de masa del Sol que está comprobada no debe preocuparnos porque es ínfima, su cantidad está en factores anuales pequeñísimos para lo que es la masa del Sol. Pero aunque no debe preocuparnos sí provoca que la órbita de la Tierra se expanda aproximadamente dos centímetros al año. Como la masa del Sol es cada vez un poco menor, el efecto gravitacional que produce en la Tierra también es un poco menor y hace que esta se aleje de su estrella. A lo largo de la vida del Sol ese alejamiento no va a suponer ningún efecto dramático porque un alejamiento de dos centímetros al año en la distancia entre nuestro planeta y el Sol que es de 15 billones de centímetros no significa prácticamente nada. Así que sí hay una expansión de nuestro sistema solar pero no está relacionada con la expansión del universo de origen primigenio sino con la gravitación.


Ascensión del Olmo es científica titular del Instituto de Astrofísica de Andalucía (CSIC).


Coordinación y redacción: Victoria Toro


Pregunta realizada por email por Roberto Walker D.


Nosotras respondemos es un consultorio científico semanal que contestará a las dudas de los lectores sobre ciencia y tecnología. Serán científicas y tecnólogas, socias de AMIT (Asociación de Mujeres Investigadoras y Tecnólogas), las que respondan a esas dudas. Envía tus preguntas a nosotrasrespondemos@gmail.com o por Twitter #nosotrasrespondemos.